"PRÓXIMO VIERNES SANTO, 14 DE ABRIL DEL 2017, ESTACIÓN DE PENITENCIA DE NUESTROS TITULARES"

martes, 8 de junio de 2010

ESTANCIA EN GUADALCANAL DE UN FAMOSO JESUITA POLÍGLOTA LOS AÑOS 1951 Y 1953

Hemos recibido este artículo de nuestro paisano y amigo José María Alvarez Blanco y por su importancia y contenido os lo editamos. Desde este blog le damos las gracias por su amor y entrega a su pueblo:

Por J. Mª Shopson
Fotos cedidas por Mª del Carmen
Romero Morillo y Salvador Isern i Anglada
El 14 de junio de 1951 se celebró en el Convento del Espíritu Santo de Guadalcanal, una primera comunión impartida a tres niñas y un niño. La cere-monia tuvo de particular que fue oficiada por un sacerdote jesuita, bastante re-levante. De esta ceremonia quedó la constancia gráfica que muestran las dos fotos siguientes:

14 de junio de 1951. Patio del convento del Espíritu Santo. El P. Santiago Morillo S.J. aparece rodeado por los tres primos: (1) María del Carmen Romero Morillo, (2) Rosalía Cortés Morillo, (3) Antonio Cortés Morillo; y (4) una hija del entonces Secre-tario del Ayuntamiento de la villa que probablemente era D. Ambrosio Yarza Badiola
En la segunda foto podemos apreciar a las mismas personas que en la foto anterior, más un grupo numeroso de familiares y monjas de la comunidad, y otras personas mayoritariamente mujeres, que afortunadamente aún viven y que hemos podido identificar.

Guadalcanal 14 de Junio de 1951.- Patio del Convento del Espíritu Santo. Pri-mera Comunión de tres sobrinos del P. Morillo: (11) María del Carmen Romero Morillo, (12) Rosalía Cortés Morillo y (3) Antonio Gordón Morillo. Hasta el momento se identifican las siguientes personas de Guadalcanal : (1) Carmen González esposa de José Valle Palacios; (2) Isabel Atalaya Palacios; (4) Amalia Limones Mirón; (5) María Dolores Cárdenas de la Hera; (6) Fernanda Sayago; (10) Antoñita Rivero; (9) Pepita Aguilar, con un libro en la mano; (8) Carmen Chaves Muñoz, esposa de Rafael Rius, (13) Dolores Rius y (14) Emilia Atalaya. Las personas restantes son monjas de la comunidad y familiares de los tres primos.
En la Semana Santa de los años cincuenta del pasado siglo, y particularmente en la 1953, no había en Guadalcanal el ahora habitual Pregón el Do-mingo de Pasión - (excepto en 1960 a cargo de José María Osuna, muy re-nombrado en aquellos años, que unía a su profesión de médico su quehacer como escritor) - tal y como se viene celebrando con regularidad actualmente desde 1981, salvo el año 2006. En lugar de Pregón, las Cofradías de acuerdo con el Párroco, traían de fuera, generalmente de Sevilla, un “renombrado ora-dor sagrado”, que predicaba cuatro sermones: el del Lavatorio de pies dentro de los Oficios del Jueves Santo, y, durante el Viernes Santo, el de Padre Jesús, el de las Tres Horas y el del Santo Entierro, que precedían a sus respectivas procesiones.
En el año 1953, el orador sagrado encargado de los sermones tuvo un carácter excepcional, y ello por un doble motivo, no se trataba de un capuchino o franciscano que eran las órdenes religiosas a las que pertenecían habitual-mente los predicadores, ni residía en Sevilla. Era el jesuita P. Morillo al que nos hemos referido antes, con motivo de la Primera Comunión de 1951.
En la primera de las tres fotografías siguientes puede verse al P. Mori-llo, el Viernes Santo, escoltado por los nazarenos de la hermandad de la Sole-dad-Santo Entierro, dirigiéndose a la Parroquia para predicar el sermón previo a la Procesión. Con los capillos levantados se puede distinguir al veterinario D.
Manuel Fontán Yanes (Hermano Mayor) y a D. Rafael Cárdenas Ordoñez (Ma-yordomo).

Las dos fotos siguientes fueron tomadas igualmente en la Semana Santa de 1953 en la entonces llamada calle General Franco nº 8, residencia de la familia Isern-Anglada. La calle se llama actualmente Juan Carlos I, y la casa no existe, ocupando su solar un edificio de pisos.

Arriba: de izquierda a derecha D. Félix Hidalgo Domínguez (párroco de la vi-lla), Dª Casilda Anglada i Tomás, el P. Santiago Morillo Triviño S.J., María Isern i Anglada, D. Joaquim Isern i Fabra; Abajo Carlos Mª (†), José Mª, Luis Mª (†) y Joaquim Isern i Anglada.

Arriba: de izquierda a derecha D. Félix Hidalgo Domínguez (párroco de la villa), Dª Casilda Anglada i Tomás, el P. Santiago Morillo Triviño, D. Joaquim Isern i Fabra, S.J., D. Joaquín García de Cossío y Topalda (médico titular de Guadalcanal), Carlos Mª (†), José Mª, Luis Mª (†) y Joaquim Isern i Anglada.
La comparación de las dos fotos anteriores permite deducir que la pri-mera fue tomada por D. Joaquín García de Cossío y la segunda por María Isern Anglada.
El padre Santiago Morillo Triviño, había nacido en Benquerencia de la Serena (Badajoz) en 1900. Resumidamente diremos que ingresó en la com-pañía de Jesús en 1918, se ordenó en 1931 tras cursar estudios en Granada, Ecuador y Barcelona. En 1931 al ser expulsados los jesuitas se trasladó a Val-kemburg (Holanda). En el segundo semestre de dicho año fue destinado al Seminario Pontificio Oriental de Dubno, en la Ucrania polaca, hoy país inde-pendiente tras emanciparse de la antigua U.R.S.S. Allí desempeñó los cargos de profesor de Sagrada Escritura y griego bíblico - en el cual era una autoridad -, prefecto de estudios y rector. El 2 de febrero de 1936, en la misma ceremonia de su profesión perpetua, pasó del rito latino al bizantino. Sus primeras misas en el nuevo rito las dijo en paleoeslavo. Hombre de un dinamismo extraordina-rio y una inteligencia privilegiada, dotado de una excepcional facilidad para las lenguas, dominaba nueve idiomas además del español griego y latín primero y después el portugués, francés, italiano, inglés, alemán, polaco, ucraniano y se hacía entender en varias lenguas eslavas. Murió en Madrid, tras penosa enfer-medad, en 1966 en la Casa Profesa de la calle Maldonado, tras dirigir la revis-ta Oriente Cristiano. El lector interesado puede encontrar amplia información y fotografías de su trayectoria religiosa en las dos páginas siguientes de Internet:
http://benquerenciab.iespana.es/personajes.htm y http://www.centroecumenico.org/INFOEKUMENE/historia01.htm
La relación del Padre Morillo con Guadalcanal se debe a que el ciuda-dano Juan Ángel Romero Muñoz, nacido en Guadalcanal en 1901 había emi-grado a Benquerencia de la Serena, donde contrajo matrimonio con Marcelina Morillo Triviño, hermana del jesuita. El joven matrimonio formado por Juan Ángel y Marcelina, se instaló en Guadalcanal en 1922, año en que el marido entró a trabajar como encargado en la finca La Taramona, sita en el término municipal de Cazalla lindante o cerca de las conocidas Cruz Verde, Las Mon-jas, La Campanilla, El Lagar etc. La familia residía en la vivienda que disponía dicha finca, pero tenían casa en el pueblo, primeramente en la calle Cervantes nº 25 y posteriormente en la calle Luenga, en la acera de enfrente al antiguo cuartel de la Guardia Civil. Según me ha contado Mari Carmen su sentido de pertenencia a Guadalcanal era tal que, para las Fiestas del pueblo y para la compra de suministros, venían al pueblo en lugar de a Cazalla que estaba mu-cho más cerca. El viaje lo realizaban en mulas o andando y tardaban unas tres horas. Como detalle curioso añadiré que no pasaban por la cuesta del Gallo, sino que tomaban una trocha por una finca que venía a desembocar cerca de la Rivera de Benalija. Dicho atajo tras ser valladas las fincas, hace ya bastantes años, no existe actualmente, y en consecuencia han desaparecido los sende-ros del camino.
Una vez regresado a España el Padre Morillo a principios de los años cuarenta, visitaba con relativa frecuencia a sus familiares en Benquerencia y Guadalcanal como acabamos de dar cuenta en las ocasiones de los años 1951 y 1953.
Este reportaje no se hubiera publicado si mi memoria no se hubiera ac-tivado en el Tanatorio de Alcalá de Henares, el día 5 de febrero de 2010, con motivo del fallecimiento de nuestro amigo el médico odontólogo Rafael Gonzá-lez Jiménez. Al acabar la ceremonia María del Carmen Romero Morillo, se diri-gió a mi diciéndome que le habían dicho que yo era el hijo mayor de Pepe el de la Tienda, y que tenía mucho gustó en saludarme dado el grato recuerdo que conservaba de mi padre, sobre todo por lo que le había contado su madre. Cuando pronunció el nombre de su madre, Marcelina, respondí: “Acabo de re-cordar, en este momento que -según me contó mi padre- , su madre, que era una buena clienta de la tienda, tenía un hermano jesuita muy conocido que hablaba varios idiomas y que en más de una ocasión estuvo en Guadalcanal”. Este recuerdo desencadenó la confección de este texto. Solo añadiré que Mar-ía del Carmen Romero Morillo, que junto con su marido Valentín García-Mochales, vive en Alcalá de Henares pero sigue llevando a Guadalcanal en su pensamiento y colabora en la Revista de Feria publicando poesías
Madrid Junio de 2010

3 comentarios:

  1. Mi madre se llama Inés Gordón Morillo, hermana de Antonio Gordón que sale en varias fotos y le ha hecho una ilusión enorme ver a su tío Santiago y a varios de sus familiares.
    Muchas gracias

    ResponderEliminar
  2. ¿Es este padre Morillo el que en salamanca con la dama Ines Luna terrero establece el culto maronita y el colegio mayor de S. Efrén?

    ResponderEliminar
  3. ¿Es este padre Morillo el que en salamanca con la dama Ines Luna terrero establece el culto maronita y el colegio mayor de S. Efrén?

    ResponderEliminar